- Tobillo y pie -
(C100061)

Secuelas de artrodesis tibio peronea astragalina

MARIA ISABEL HOLGADO ALVAREZ
Cienfuegos López

cirugía de traumatologia y ortopedia
COMPLEJO HOSPITALARIO DE ESPECIALIDADES VIRGEN DE VALME. Sevilla (SEVILLA)

Supervisión

Rodriguez de la Cueva

F.E.A. COT

Historia clínica

Anamnesis

Mujer de 76 años de edad que acude a consultas externas de nuestro centro por presentar dolor y deformidad en valgo de extremo distal del miembro inferior derecho. Como antecedentes de interés, presenta hipertensión arterial, diabetes mellitus, cardiopatía isquemia y fibrilación auricular en tratamiento, así como insuficiencia venosa periférica avanzada en ambos miembros inferiores.

A los 20 años de edad, el paciente sufrió una osteomielitis como secuela de una fractura abierta del pilón tibial; tras años de tratamiento, se decidió realizar una artrodesis de la articulación tibioperonea astragalina por la artrosis residual del proceso. Años más tarde presentó una fractura del extremo distal de la diáfisis tibial, que fue tratada de manera conservadora con inmovilización inguinopédica.

Llega a nuestra consulta tras 30 años de ser dada de alta; presenta valgo del extremo distal del miembro inferior y dolor crónico que le impide la deambulación.

Examen Físico

Paciente afebril sin afectación del estado general, con deformidad en valgo del extremo distal del miembro inferior derecho, con limitación para la deambulación y dolor crónico. Se observan atrofia de la musculatura de la pantorrilla y signos graves de insuficiencia venosa periférica. Presenta báscula pélvica como consecuencia de una dismetría de los miembros inferiores.

La paciente presenta pie cavo con balance articular del tobillo nulo y muy doloroso a la exploración de las articulaciones subastragalina y de Chopart. El resto de articulaciones del miembro afecto están asintomáticas.

Pruebas Complementarias

- Analítica: hemograma, bioquímica y coagulación sin alteraciones, con normalidad de reactantes fase aguda y proteína C reactiva (PCR).

- Rx simple, con proyecciones en anteroposterior y lateral (figs. 1 y 2): imagen de artrodesis de la articulación tibioperonea astragalina con artrosis de las articulación subastragalina y de Chopart, con desviación en valgo del extremo distal del miembro inferior; también se aprecia un aumento del arco plantar, que da como resultado un pie cavo.

Diagnóstico

Ante la evolución clínica del paciente y las pruebas complementarias realizadas, se llegó al diagnostico de deformidad en valgo como secuela de una fractura tibial, así como artrosis de las articulaciones subastragalina y de Chopart, secundarias a artrodesis de la tibioperonea astragalina.

Tratamiento

Por los motivos comentados, así como por la comorbilidad de la paciente, se decidió realizar un tratamiento conservador.

Evolución

La paciente recibió durante años tratamiento conservador: uso de plantillas ortopédicas y antiinflamatorios de última generación. Esto palió el dolor y permitió que la paciente pudiera llevar acabo sus actividades diarias sin limitación.

A pesar de ello, la deformidad en valgo hizo que no coincidieran los ejes mecánicos y anatómicos del miembro afecto, lo que, unido a la ausencia de movilidad de la tibioperonea astragalina, genera una sobrecarga de las articulaciones del retropié y mediopié, así como un avance del proceso degenerativo de estas articulaciones.

Se explicaron las posibilidades quirúrgicas y los riesgos a la paciente y decidió continuar con el tratamiento conservador.

Discusión

La artrodesis es una intervención destinada a bloquear totalmente una articulación, suprimiendo por completo la movilidad de ésta. Los objetivos son la desaparición del dolor, conseguir una mejoría funcional (ganancia de estabilidad) y llevar a cabo una cirugía “movilizadora”.

El tobillo y el pie forman un grupo de articulaciones que trabajan al unísono; por ello, si una de ellas se afecta, la transmisión de cargas se multiplicará en el resto, lo que provocará un deterioro prematuro de otras articulaciones. Como resultado, aparecerán dolor y disfución nuevamente. En diversos estudios se ha demostrado que no sólo se afecta el pie artrodesado sino también el contralateral.

De ahí que este tipo de intervenciones se lleven a cabo como última solución ante una patología de estas articulaciones. Aun así, se ha demostrado que estas intervenciones son las únicas que consiguen aliviar el dolor y dar una mayor calidad de vida a los pacientes.

Bibliografía

1. Coester LM, Saltzman CL. Long-term results following ankle arthrodesis for post-traumatic arthritis. J Bone Joint Surg [Am]. 2001: 83-A: 219-28.

2. Helm R, Stevens J. Long-term results of total ankle replacement. J Arthroplasty. 1986;1: 271-7.

3. Easley ME, Montijo HE. Revision tibiotalar arthrodesis. J Bone Joint Surg [Am]. 2008; 90: 1212-23.

Tablas, imágenes o figuras:

Haga clic para ver los archivos
Acción Nombre archivo Pie de foto Visualizar
C100061i_1.jpg Fig. 1. Rx de la tibia y del peroné en valgo.
C100061i_2.jpg Fig. 2. Rx lateral del pie y del tobillo.

Palabras Clave para Búsqueda (tag)

Datos libro publicado

Título:
ISBN: