- Tumores -
(C100265)

Condrosarcoma de pelvis: a propósito de un caso 

Roberto Iglesias Pañeda
Diánez Raimúndez, Gadañón García, Bonilla Díez

Cirugía Ortopédica y Traumatología
HOSPITAL UNIVERSITARIO CENTRAL DE ASTURIAS. Oviedo (ASTURIAS)

Supervisión

Braña Vigil

Jefe de Servicio

Historia clínica

Anamnesis

Varón de 46 años de edad que es remitido a consultas externas de Traumatología por presentar un cuadro de 3 meses de evolución consistente en dolor en la región inguinal izquierda, asociado a una masa palpable y a un edema generalizado en el miembro inferior izquierdo que imposibilita la deambulación.

Entre sus antecedentes personales destacan epilepsia y una hipertensión arterial controlada con fármacos antihipertensivos convencionales.

Examen Físico

En el examen físico, el paciente presenta una tumoración palpable en el pliegue inguinal izquierdo, sensible a la presión y a la movilización pasiva de la cadera, y adherido a planos profundos. Además, se observa un edema global en el miembro inferior izquierdo.

Pruebas Complementarias

- Rx anteroposterior de pelvis: lesión lítica que se extiende a las áreas II/III de la hemipelvis izquierda.

- Angio-TC pélvica (fig. 1): gran masa lítica expansiva que afecta a la rama iliopubiana izquierda, con extensión al fondo del cotilo y al muro anterior, con un tamaño de 76 × 68 × 92 mm, y una masa de partes blandas asociada. Se nutre de las ramas de la arteria hipogástrica izquierda y desplaza a la arteria iliaca externa. No se evidencian adenopatías ni infiltración de órganos intrapélvicos.

- Biopsia por incisión de la lesión (se realiza ante los hallazgos observados en las pruebas de imagen): presencia de un tejido condromixoide moderadamente celular, que se diferencia progresivamente a cartílago maduro. Las células presentes se distribuyen de forma uniforme y difusa por el tejido, y se colocan en celdillas que están aisladas o en grupos de dos o tres. Son células pequeñas con citoplasma moderado y núcleos redondos o triangulares que infiltran tejido adiposo y músculo.

Diagnóstico

Se establece diagnóstico perioperatorio de sospecha de condrosarcoma pélvico.

Tratamiento

Dado el diagnóstico de presunción, y realizados los estudios de extensión de la enfermedad correspondientes, que, en este caso, no evidencian enfermedad a distancia, se procede a realizar una resección amplia de las áreas II/III de la hemipelvis izquierda y de la masa de partes blandas asociada, con reconstrucción mediante prótesis de tipo Cornet. La pieza quirúrgica es remitida para su estudio al Servicio de Anatomía Patológica (fig. 2). 

Evolución

El diagnóstico definitivo anatomopatológico es de condrosarcoma pélvico de grado II.

El postoperatorio inmediato cursa sin incidencias, con buena evolución de la herida quirúrgica. En el momento del alta, el paciente deambula valiéndose de dos bastones y se indica la carga progresiva de la extremidad. 

Durante el primer mes tras la intervención, se objetiva la inestabilidad de la prótesis de reconstrucción asociada a una luxación, por lo que se hace precisa una revisión quirúrgica de la misma. Se coloca un cotilo constreñido.

En el momento actual, el paciente se encuentra sin dolor, deambula con un bastón y realiza carga con normalidad.

Discusión

El condrosarcoma convencional es un tumor frecuente entre los tumores óseos malignos primitivos; es el segundo en frecuencia después del osteosarcoma.

En el adulto se observa a partir de los 40 años; es de evolución lenta y, a menudo, poco sintomático. Sus localizaciones más frecuentes son la pelvis y el fémur proximal.

El único tratamiento eficaz en este tipo de tumores sigue siendo la resección quirúrgica amplia. Debemos considerar el condrosarcoma como un tumor radiorresistente y quimiorresistente para las formas convencionales y particulares incipientes (células claras y periósticas), probablemente debido a la mala difusión de estos productos por la matriz cartilaginosa.

Su pronóstico depende de varios factores: grado histológico, aparición de recidiva local, localización del tumor (la localización pélvica constituye un factor pronóstico negativo), el volumen tumoral o la edad avanzada.

Según distintas series, la supervivencia es del 60-70% a los 5 años y del 50-60% a los 10 años.

Bibliografía

1. Campanacci M. Bone and soft tissue tumors. Nueva York: Springer-Verlag; 1986. p. 267-304.

2. Dahlin DC, Beabout JW. Dedifferentiation of low-grade chondrosarcoma. Cancer. 1971; 28: 461-6.

3. O’Neal LW, Ackerman LV. Chondrosarcoma of bone. Cancer. 1952; 5: 551-77.  

Tablas, imágenes o figuras:

Haga clic para ver los archivos
Acción Nombre archivo Pie de foto Visualizar
C100265i_IMAG0091.jpg Fig. 1. TC pélvica preoperatoria.
C100265i_IMAG0085.jpg Fig. 2. Rx anteroposterior de pelvis tras la cirugía.

Palabras Clave para Búsqueda (tag)

Datos libro publicado

Título:
ISBN: