- Rodilla -
(C100227)

Prótesis femoropatelar en una paciente con artrosis aislada del compartimento fémoro-rotuliano

Elena Casado Sanz
P. Vadillo Cardona, M. Valencia Mora, C. A. Encinas Ullán

Servicio de Cirugía Ortopédica y Traumatología
Hospital Universitario La Paz. Madrid (Madrid)

Supervisión

S. Bello Prats

Jefe de Sección

Historia clínica

Anamnesis

Mujer de 66 años de edad alérgica a los beta-lactámicos. Antecedentes personales: hipertensión arterial, fractura de rótula izquierda y luxación traumática de cadera izquierda. Fue estudiada en nuestro centro en noviembre de 2008 por gonalgia bilateral, de predominio derecho y larga evolución, sin mejoría con tratamiento conservador (analgesia, rehabilitación e infiltraciones con corticoides). Presentaba dolor en la cara anterior de la rodilla en reposo, que se acentuaba al subir y bajar escaleras.

Examen Físico

Eje neutro. Dolor a la palpación en el compartimento fémoro-rotuliano y fémoro-tibial medial (pata de ganso e interlínea). Rótula fija. McMurray +/- para menisco interno. BA completo (0º-135º).

Pruebas Complementarias

- En la radiografía simple de rodilla derecha presentaba artrosis fémoro-rotuliana. En la radiografía en carga se corrobora dicha observación (fig.1) y en las telerradiografías de los miembros inferiores en carga se aprecia un eje neutro.

- En la RM se observan cambios degenerativos en los compartimentos fémoro-tibiales con pequeños osteofitos marginales. A nivel fémoro-patelar se aprecian cambios degenerativos con osteofitos y lesiones en la rótula y la tróclea femoral en relación con geodas. Marcado adelgazamiento e irregularidad del cartílago rotuliano. Resto sin anomalías.

Diagnóstico

Gonartrosis grave aislada del compartimento fémoro-rotuliano.

Tratamiento

Tras la pauta habitual, se procede bajo anestesia regional espinal y sin isquemia, a implante de artroplastia fémoro-rotuliana derecha modelo Journey® (Smith & Nephew®) (fig. 2), compuesta por un componente troclear metálico y un componente rotuliano de polietileno. Éste y otros nuevos diseños han sido desarrollados para evitar antiguas complicaciones rotulianas como chasquidos, pseudobloqueos, luxaciones o persistencia del dolor, y con la intención de mantener remanente óseo femoral suficiente en previsión de futuras cirugías1.

Evolución

El postoperatorio inmediato evolucionó sin complicaciones. En el control radiológico se apreció buen posicionamiento y alineación de los componentes protésicos, por lo que se inicia fisioterapia de forma precoz. Durante el ingreso, se realiza interconsulta con el Servicio de Neurología por espasticidad y alteración del patrón de la marcha. La paciente presenta rigidez axial y de extremidades y bradicinesia en las extremidades. Es diagnosticada de Parkinsonismo rígido hipocinético. Dada la buena evolución de la herida quirúrgica, se retiran los puntos a las dos semanas. La paciente presenta poco dolor con un balance articular de 0º-85º activos en tratamiento rehabilitador.

Discusión

La artrosis aislada del componente fémoro-rotuliano es una patología cada vez más frecuente en la sociedad actual. Según algunas series, podría alcanzar el 5% de los pacientes mayores de 55 años sintomáticos.

La etiopatogenia es multifactorial en la mayoría de los casos2, pero en pacientes jóvenes es más frecuente por inestabilidad y/o malalineación del aparato extensor, displasia troclear, traumatismo previo o lesión condral iatrogénica3.

Se han propuesto diversos tratamientos, tanto conservadores (fisioterapia, pérdida de peso o infiltraciones en la articulación), como quirúrgicos (artroscópicos y técnicas de alineamiento del aparato extensor en problemas de inestabilidad) con resultados poco alentadores4.

La artroplastia fémoro-rotuliana ofrece una alternativa en estos pacientes con artrosis severa sintomática, en el que otros procedimientos no han dado resultado, estando contraindicada en aquellos casos de afectación tricompartimental, eje varo/valgo mayor a 5º, que aumenta el riesgo futuro de degeneración fémoro-tibial2 o alteración de meniscos o ligamentos. En comparación con la prótesis total, se han observado menores tasas de infección, de necesidad de recambio, de dolor residual y de afectación de partes blandas3, así como de aflojamiento y desgaste de los componentes4. Actualmente se han descrito nuevos diseños que intentan imitar con mayor precisión la anatomía de la rodilla y la función de la articulación fémoropatelar, con buenos resultados hasta el momento1,5.

Bibliografía

1. Moreno García AC, Barrientes Ruiz I, Bello Prats S. Monografías AAOS- SECOT. Artrosis. Número 2. Madrid: Editorial Médica Panamericana; 2008.

2. Leadbetter WB, Ragland PS, Mont MA. The appropiate use of patellofemoral arthroplasty: an analysis of reported indications, contraindications and failures. Clin Orthop Relat Res. 2005; 436: 91-9.

3. Leadbetter WB, Kolisek FR, Levitt RL, Brooker AF, Zietz P, Marker DR. et Al. Patellofemoral arthroplasty: a multi-centre study with minimun 2-year follow-up. Int Orthop. 2009; 33: 1597-601.

4. Van Jonbergen HP, Poolman RW, Van Kampen A. Isolated patellofemoral osteoarthritis. Acta Orthop. 2010; Feb 22.

5. Lonner JH. Patellofemoral arthroplasty: the impact of design on outcomes. Orthop Clin North Am. 2008; 39: 347-54.

Tablas, imágenes o figuras:

Haga clic para ver los archivos
Acción Nombre archivo Pie de foto Visualizar
C100227i_Brenda PreQx.png Fig. 1. Radiografía lateral de rodilla y axial de rótula en la que se aprecia artrosis mayoritaria del componente fémoro-rotuliano.
C100227i_Brenda postQx.png Fig. 2. Radiografía anteroposterior y lateral postoperatoria con artroplastia femoropatelar.

Palabras Clave para Búsqueda (tag)

Datos libro publicado

Título: Visor web de casos clínicos de residentes en cirugía ortopédica y traumatología 2010
ISBN: 978-84-7989-621-8