- Miscelánea -
(C100170)

Luxación ipsilateral de cadera y rodilla

Viky Rodríguez Goñi
Í. Eraso Lara, C. Rodríguez Larraz, F. Bravo Corzo

Servicio de Cirugía Ortopédica y Traumatología
Hospital de Navarra. Pamplona (Navarra)

Supervisión

J. Lecumberri Sagües

Jefe de Sección

Historia clínica

Anamnesis

Paciente varon de 61 años que mientras se encontraba trabajando con un motocultor tropezó accidentalmente, fue arrollado por el mismo y presentó una caída de aproximadamente 1 metro de altura. A su llegada al Servicio de Urgencias presentaba importante dolor y deformidad en la región femoral izquierda.

Examen Físico

Herida abierta con extrusión de masa muscular en la región del vasto interno del muslo izquierdo. Heridas incisas en la zona de rodilla y cadera izquierdas. Cadera izquierda flexa y aproximada. Gran deformidad en valgo de rodilla izquierda. Pulsos y funcionalismo nervioso distales a la lesión normales. Tumefacción y dolor en angulo mandibular.

Pruebas Complementarias

- Se realizo estudio radiográfico simple con proyecciones anteroposterior de rodilla y pelvis, asi como lateral de la rodilla, en las que se apreciaba luxación lateral de la rodilla y luxación posterior de cadera (figs. 1A y 1B). También se realizaron radiografías mandibulares, en las que se apreció fractura del ángulo mandibular.

- La arteriografía prequirúrgica mostró permeabilidad de los tres principales vasos, con oclusión de la arteria dorsal pedia.

- No se pudo realizar resonancia magnética postoperatoria de la rodilla debido a que precisó tratamiento de su fractura mandibular y el material de osteosintesis interfería con la misma. Se realizó a los cuatro meses y se observó interrupción parcial severa de fibras en LCA, con existencia de fibras íntegras desde la inserción femoral a la tibial y signos de rotura de LCP sin evidencia de interrupción completa, así como daños en ambos meniscos.

Diagnóstico

- Luxación posterior de cadera izquierda tipo I Steward y Milford.

- Luxación lateral de la rodilla izquierda.

- Fractura mandibular.

Tratamiento

Se intervinó de urgencias al paciente y bajo anestesia general, se procedió a la reducción cerrada de ambas luxaciones articulares, comprobando su estabilidad intraoperatoriamente y con control escópico correcto. Asimismo, se realizó Friedrich, lavado y sutura de la herida en la región anterointerna de la pierna izquierda. Se inmovilizó la articulación de la rodilla mediante férula ortopédica inguino-maleolar.

Se realizaron controles radiográficos posteriores que evidenciaban la ausencia de fracturas y la correcta reducción de ambas luxaciones (figs. 2A y 2B).

Evolución

El paciente siguió tratamiento rehabilitador y permaneció en descarga de la extremidad intervenida dos meses, tras lo cual comenzó progresivamente con la deambulación.

Al año no presentaba dolor, la movilidad de la cadera era normal y la rodilla tenía un rango de movimiento de 0-120º, manteniendo una correcta estabilidad de ambas articulaciones.

Discusión

Las luxaciones de rodilla son una patología poco frecuente, correspondiento aproximadamente al 1,2% de la traumatología; probablemente estén subestimadas, ya que la tasa de reducción espontánea se describe de hasta el 50%. La afectación ligamentosa depende en gran medida de la dirección de la luxación, si bien antes se mantenía que ambos ligamentos cruzados se rompían en una luxación, en el momento actual es un hecho aceptado que puede dislocarse la rodilla con integridad de LCA o LCP1.

La integridad vascular debe ser valorada precozmente, ya que está afectada aproximadamente en un 32%. Dado que el examen fisico normal no descarta por completo una lesión del árbol vascular, la arteriografía sigue siendo la prueba de elección1,2.

La articulación coxofemoral es muy estable, por lo que requiere un traumatismo de alta energía para luxarse. Es importante la reducción precoz para disminuir el riesgo de necrosis de cabeza femoral, previa a ésta es esencial conocer la función del nervio ciatico, ya que en luxaciones posteriores éste puede resultar dañado durante la reducción1.

En el caso de ambas luxaciones cerradas sin fracturas asociadas, la reducción cerrada puede ser el tratamiento definitivo. La rodilla se inmovilizará posteriormente seis semanas, mientras permanecerá sin apoyo de la extremidad de 8 a 12 semanas1,2.

La asociación de luxación ipsilateral de cadera y rodilla en ausencia de fracturas es un evento extremadamente raro del que no tenemos más constancia en nuestro hospital.

Bibliografía

1. Torneta P. Luxaciones de cadera y fracturas de la cabeza femoral. En: Bucholz RW. Heckman JD.  Fracturas en el Adulto. 5.º ed. Madrid: Marbán; 2003. p.1547-78.

2. Klim JJ, Petre RS, Hauer CD. Luxación de rodilla. En: Insall JN.  Cirugía de la Rodilla.  3.ª ed. Madrid: Elsevier;  2004. p. 892-905.

Tablas, imágenes o figuras:

Haga clic para ver los archivos
Acción Nombre archivo Pie de foto Visualizar
C100170i_reducc.jpg Fig. 2A. Radiografía anteroposterior de la rodilla izquierda postreducción. 2B. Radiografía anteroposterior de la cadera izquierda postreducción.
C100170i_luxacion 3.jpg Fig. 1A. Radiografia anteroposterior de la rodilla izquierda. 1B. Radiografia anteroposterior de la cadera izquierda.

Palabras Clave para Búsqueda (tag)

Datos libro publicado

Título: Visor web de casos clínicos de residentes en cirugía ortopédica y traumatología 2010
ISBN: 978-84-7989-621-8